Paisajes en el espacio Volver a Pensamientos y Reflexiones

En el espacio se pueden pintar horizontes verticales. Cuando separas el árbol de la tierra y lo elevas, lo sitúas en el lugar más sublime, ya que ocupa un lugar en la nada, que deja de ser nada para convertirse en árbol; la nada no existe, siempre hay algo, puesto que siempre están ocupados los espacios aunque sea por los reflejos del pensamiento. El simple hecho de mirar te muestra que existe algo. Siempre existe algo… aunque sea la nada.

El espacio también está ocupado por la nada.

Todos y todas las cosas tenemos un lugar en el espacio; sólo hay que ocuparlo.

Jorge Rando, Málaga, junio 2004